Obligados a hacer una pausa, reflexionar y enfrentarnos a nosotros mismos